Ads Top

Te invito a que seas feliz...

feliz
  • La felicidad está sobrevalorada. Las últimas 2 o 3 décadas han presenciado una cultura revolucionaria, en la que cada persona, desde tus amigos, profesores y desconocidos hasta los gurús de la autoayuda, te dirá que sigas tu sueño y hagas lo que te haga feliz. Pero lo que no mencionan es que es lo que quieres hacer con tu vida. Solo puedes adivinar que hacer con tu vida siguiendo una actividad en particular que te haga sentir feliz.
  • Querer ser feliz está de moda. En tiempos anteriores, un individuo trabajador y estoico se consideraba una persona "ideal" y se glorificaba. Este se convertía en un modelo de conducta automático.


Muchas personas creen que la felicidad es estar divirtiéndose en una fiesta, la emoción de las nuevas experiencias y la pasión del sexo o las delicias de una buena comida.

Todas estas son experiencias maravillosas para ser apreciadas y cultivadas, pero no son felicidad. Estas experiencias son la definición de placer.

El placer es efímero y debe serlo si nos sigue gustando porque si tenemos estas experiencias alegres todo el tiempo, nuestros cerebros se adaptan y convierten el placer en rutina. Una vez que eso sucede, se necesita aún más para hacernos sentir bien de nuevo. Perseguir el placer no es felicidad.

Entonces, ¿qué es la felicidad?

"La felicidad es el significado y el propósito de la vida, el objetivo y el fin de la existencia humana". - Aristóteles

La felicidad no está determinada por lo que está sucediendo a tu alrededor, sino más bien lo que está sucediendo dentro de ti.

La felicidad llega cuando te sientes satisfecho. Lo feliz que podemos ser, depende de cómo decidamos actuar y pensar.
Estaremos tan felices como queramos ser. La ironía del hecho es que no conocemos el procedimiento simple para llegar a ser felices. Posponemos nuestra felicidad a condiciones como "Seré feliz cuando ...". Para quienes la felicidad está condicionada a las circunstancias externas, no hacemos más que posponer nuestra felicidad. La única diferencia entre una persona feliz y una persona infeliz es que una persona feliz, está feliz por lo que es y una persona infeliz no está contenta, por lo que quiere ser.

La ilusión de la felicidad es que una vez que todo lo que quiero, lo tengo, seré feliz. La realidad es que una vez que sea feliz, tendré todo.

Con la tecnología de Blogger.